viernes , agosto 17 2018
Booking.com
Booking.com
Home / Estilo de Vida / Manual de uso para los metalizados

Manual de uso para los metalizados

DL/Estilo de Vida/02/12/2017.-Son la reacción lógica al ‘no makeup’. Y un paso más en esa locura millennial de los tonos nacarados coninspiración unicornio: toda una explosión de color, pigmento y polvo de estrellas con efecto cromado que no va a dejar indiferente a nadie. El resultado es espectacular, pero la aplicación requiere ciertas reglas que te permitan mantener el equilibrio.

La primera: céntrate en un solo punto del rostro y libera los demás de brillos y pigmentos. Pero este año, si te atreves, incluso te la puedes saltar a la torera y combinar hasta tres elementos (ojos, labios y uñas) para lanzarte a la noche dispuesta a deslumbrar. Saldrás a la calle plena del espíritu glamouroso de los 80, como si te hubieran invitado a una de esas veladas de Studio 54 en Nueva York. Eso sí, si no quieres parecer disfrazada, procura establecer un equilibrio de tonalidades.

Ojos: más es siempre más

Las sombras van de un extremo a otro: de una nube iridescente a un párpado recargado en verde navideño.

1. En versión delicada. Las sombras metalizadas en tonos claros de efecto sheer aportan reflejos metálicos, pero con una sensación de transparencia que no recarga. Lo más fácil es extenderlas con el dedo, tanto por el párpado móvil como por el fijo. Y si quieres puedes añadir otro tono en contraste en la zona más cercana a las pestañas.

2. Pestañas. Admiten un lacado total con partículas metálicas, como el nuevo Vinyl Couture de Yves Saint Laurent. O puedes añadir una capa de purpurina dorada a tu máscara negra solo en las puntas de las pestañas.

3. Eyeliner. Es la forma sutil de pasarte a los metalizados: una línea de oro, glitter o colores profundos en efecto cromado, siempre muy pegada al nacimiento de las pestañas.

4. Sin miedo a nada. La forma más sencilla y efectiva consiste en pintar todo el párpado móvil de un solo tono metalizado. Cuanto más potente mejor: los tonos joya en esmeralda, bronce o rubí quedan bien a todas las pieles. Y para evitar acumulación de producto en los párpados, usa prebase para sombras de ojos.

Labios: solo para atrevidas

1. La sonrisa metalizada se vuelve casi gótica, pero el efecto frosted consigue una definición perfecta. Las nuevas fórmulas también consiguen lo imposible: acabado mate con efecto metálico.

Mejillas: un toque sutil

2. Tienes dos opciones. La primera: el iluminador con partículas doradas o de bronce (las plateadas dan al rostro un aspecto enfermizo). Puedes aplicarlo antes del colorete, para un efecto sutil; o después y por encima, para subrayar pómulos. Úsalo en polvo (más fácil de modular) y sacude la brocha antes de aplicarlo para eliminar el exceso, porque si te pasas, vas a tener que eliminarlo y empezar de cero. La segunda opción: el efecto nacarado en crema, más fácil de aplicar. Se funde con la piel y puedes trabajarlo con los dedos.

Uñas: no todo vale

1. Las uñas cromadas quedan raras cuando están demasiado cortas. Tampoco es necesario alargarlas hasta el infinito ni afilarlas en la punta. Requieren un punto intermedio, porque glitters y metalizados pueden cruzar la línea de lo hortera con más facilidad en las manos que en ninguna otra parte.

2. Forma y tamaño. Aciertas siempre con una longitud que permita asomar a la uña por encima de la piel del dedo apenas unos milímetros. También es esencial una forma concreta: redondeada en las esquinas y con manicura impecable.

3. Una ayuda extra. Y si ya has tenido experiencias terribles con las uñas de purpurina (eliminarla es un infierno), sé sabia: utiliza una base peel-off, como la que ofrece Catrice, para colocar debajo de cualquier laca glitter. Para eliminarla tiras de ella y se despega.Fuente:Mujerhoy.com

 

Leer mas

Chaleco que Dior “copió”, un golpe de suerte para los artesanos rumanos

Plagio o no, hay un detalle importante que no se le escapa a ningún vecino …

Booking.com

Mantente Informado!

Suscríbete a nuestro boletín de noticias
SUBSCRIBIR
close-link